Skip to content
julio 23, 2013 / Roberto Giaccaglia

Qué lo parió. Se me llenó el blog de parásitos, spam y qué sé yo cuánto. Hacía quinicientos días que no lo visitaba, más o menos, y me encuentro con cientos de comentarios, gente ofreciendo servicios más que nada, no sé de qué tipo, porque estaban en inglés la gran mayoría, y no me voy a detener a descifrarlos. A los que estaban en castellano también hubo que descifrarlos -aunque no lo hice. Y borrarlos a mano. ¿No tiene que ayudarte esa herramienta de WordPress llamada Askimet o algo por el estilo, algo que detecta automáticamente la publicidad no deseada? Vaya poronga. En fin.

A %d blogueros les gusta esto: